Arte ambiental

noviembre 17, 2021
arte ambiental características
Arte ambiental

Cuando hablamos de arte ambiental nos referimos a una serie de prácticas artísticas que van desde enfoques históricos sobre la naturaleza en el arte, hasta obras recientes ecológicas y políticamente motivadas. Este tipo de arte ha tenido su evolución alejado de las preocupaciones formales, conectada con los sistemas, procesos y fenómenos que preocupan a la sociedad en cuanto a su material de trabajo, que es la tierra.

Esta postura ética y restaurativa con enfoque social y ecológico, surgió en los 90, y en los últimos 10 años este arte ambiental ha pasado a ser foco de atención en las exposiciones alrededor del mundo, gracias a que cada vez más se tiene en primer plano los aspectos sociales y culturales sobre el cambio climático.

Características del arte ambiental

Las características principales del arte ambiental son:

  1. Considera los distintos puntos de vista de los artistas acerca de una problemática particular de la crisis ecológica.
  2. Recalca la importancia de la participación de la comunidad, el dialogo y la comunicación, para lograr conservar los ecosistemas.
  3. Crea consciencia acerca de los problemas que ocurren en el planeta.
  4. Rechaza el abuso laboral, sobrepoblación, mal aprovechamiento de los recursos, consumo desmedido, desechos tóxicos, extinción de especies, agotamiento de bosques, políticas no eficientes contra el cambio climático, y otras que vayan en contra del ambiente.
  5. Promueve las actitudes y valores que vayan a favor de la conservación del ambiente.

Historia del arte ecológico

Podría decirse que arte ambiental inició con las pinturas rupestres realizadas por nuestros antepasados en el Paleolítico, a pesar de que estas no representen paisajes, o al menos no las que se han encontrado hasta ahora. Estas representan otros elementos importantes de la naturaleza para esos primeros humanos, como los animales y las figuras humanas. Puede decirse que son una fotografía prehistórica de la naturaleza en ese momento.

Durante siglos, la naturaleza ha sido el tema de preferencia en el arte creativo, podemos ver que el ejemplo más moderno del arte ambiental son las pinturas y representaciones del paisaje. Cuando un artista pinta en la naturaleza, conecta de forma profunda con el entorno y el clima, haciendo más cercanas las observaciones en sus lienzos.

Un ejemplo de esto son las pinturas de John Constable, las cuales muestran de cerca el cielo en medio de la naturaleza. Por otro lado, encontramos la serie London de Monet que muestra claramente esa conexión del artista con el ambiente, indicando que un paisaje no existe por sí solo, pues su apariencia cambia constantemente, pero la atmosfera que lo envuelve, el aire y la luz, es la que le da vida, su verdadero valor.

Fue entre 1800 y 1850 cuando gracias al movimiento del Arte Romántico surgieron los fundamentos del arte ambiental, luego, por la Revolución Industrial, ese movimiento paso a llamarse Neo-Romántico, en este se incluyen obras que adoraban la belleza de la naturaleza, además, de representar la injusticia y desigualdad ambiental por medio de imágenes de destrucción y contaminación.

En esa época, las personas que pertenecían a ese movimiento romántico, tenían adoración por la belleza y grandeza de la naturaleza, pensaban que la humanidad debía estar en unión con ella, no separada. Querían despertar el interés de la humanidad por regresar a la naturaleza, y hacer un llamado a la acción mediante pinturas, música y esculturas que mostraran la injusticia del desprendimiento humano de la naturaleza.

Para 1912 ya Boccioni teorizaba en su Manifiesto técnico de la escultura futurista, que no podía haber renovación, a menos que fuera mediante la escultura del entorno, que fuera capaz de modelar la atmósfera que lo rodea. Después, podemos encontrar otro precedente de Arte Ambiental en las vanguardias históricas, este es el entorno del Proun del constructivista, en 1923 se creó el Lissitskij, que es un espacio expositivo que se usó para la gran exposición de Berlín (1923), en este había una unión confusa de elementos arquitectónicos, pintores y modelos.

Por otro lado, se encontraba el Merzbau del Dadaísta Kurt Schwitters, el cual es una acumulación progresiva de objetos cotidianos que fueron creados durante 10 años en el estudio del artista ubicado en Hannover, los cuales son un testimonio viviente de lo que fue la vida del artista.

Luego llegó el arte minimalista, sobre todo en los EE.UU, y muchos artistas vieron que los límites establecidos por la galería o museo ya no eran suficientes para sus demandas. Ese problema lo resolvieron con la creación de instalaciones y otras actividades artísticas, que estuvieran fuera del espacio institucional. Posteriormente finalizando la década de 1960, inició la tendencia de documentación y pensamiento estético y crítico que abordaba el arte de la tierra.

Fue entonces cuando comenzó el crecimiento del arte ambiental, con la tendencia Land Art, desarrollado en América en la década de 1960, debido a que varias escultores y pintores causaron daños irreversibles y significativos en el paisaje donde trabajaban, un ejemplo es la famosa obra Whirlpoo Pier (1970) de Robert Smithson (1938-1973). Trabajó con basalto y tierra, usando una excavadora para rayar y cortar el paisaje, afectando el lago directamente.

La participación en espacios reales comenzó a ser significativo a finales de los 50, afectando posteriormente a las principales corrientes artísticas como el neodidaismo, arte programado, minimalismo, arte procesual, arte povera, arte conceptual, a lo largo de los 60’s y comienzo de los 70’s. El arte ambiental comenzó relacionado principalmente a la escultura, sobre todo como arte específico del sitio, arte terrestre y arte povera, esas técnicas y prácticas fueron siendo criticadas y consideradas obsoletas, las consideraban discordantes con el entorno natural.

Después, se encuentran pintores contemporáneos que presentan los fenómenos naturales, su evolución en el tiempo, transmitir asuntos ecológicos, llamar la atención sobre el cambio climático, como Diane Burko, y los paisajes de Alexis Rockman, que muestran de forma irónica el cambio climático, la intervención de la humanidad con otras especies, mediante la ingeniería genética.

arte ambiental ejemplos

Con el tiempo se fue entendiendo que el termino de arte ambiental, corresponde a procesos y resultados artísticos que difieren entre ellos, pero supone superar el alcance de la autonomía de la obra de arte, en referencia al contexto donde se va a ubicar.

No obstante, si vemos hacia atrás, podemos darnos cuenta de que el deseo inicial del arte ambiental era enfrentar el sistema de arte, eliminando el objeto artístico y la mercantilización de la obra, pero posteriormente debido a esto, fue necesario mostrar las obras en galerías y museos para que obtuvieran el reconocimiento como arte y obtuvieran el dinero suficiente para financiar su realización.

Esta situación obligo a que varios artistas realizaran su trabajo de forma que pudieran reproducirse de forma fotográfica y fílmica. Por ejemplo, Richard Long y Robert Smithson, sus obras tienen valor tanto documental como económico en el mercado.

¿Puede el arte apoyar la educación ambiental?

La respuesta a esto, es que sí, el arte puede servir de apoyo en la educación ambiental, y gracias a Hernan, L (1993), autor del texto “Educación por el Arte y conciencia Ambiental”, podemos darte tres razones que lo explican:

  1. Las artes crean un vínculo duradero con la materia, algo que no dan las demás disciplinas, esto significa que puede enseñar de forma directa cual es el impacto de los materiales usados.
  2. Permite que se genere un vínculo con el medio ambiente, gracias a la observación estética y sensorial de texturas, espacios, proporciones, otras formas de la naturaleza, pues para representar la naturaleza, la persona lo hace mediante lo que ve y siente, permitiendo que se den vínculos personales con el ambiente gracias al arte.
  3. Facilita que se denuncie de forma pacífica los problemas ambientales, haciendo uso de expresiones artísticas, tal como esculturas, música, danza, entre otros. Por tanto, es una fuente de reflexión casi infinita para nosotros como especie que convive en el ambiente.

El arte y la educación son herramientas que van de la mano para dar esperanza para seguir comprendiendo nuestro planeta y desarrollar cada vez más capacidades para cuidarlo.

Ejemplo de arte ecológico

Para finalizar, te mostraremos algunos ejemplos de arte ambiental que son conocidos:

  1. John Sabraw y la “Pintura de Lodo Tóxico”: este activista, ambientalista y artista, produce sus pinturas, dibujos e instalaciones de forma consciente para el medio ambiente. Sus pinturas son creadas por el mismo, para hacer sus piezas de “lodo”, así es como lleva el movimiento para convertir la contaminación en pintura, pues para la elaboración usa extractos de metales pesados que obtiene de lodo oxidado de las minas de carbón abandonadas, y el resultado son pigmentos impresionantes, al mismo tiempo que contribuye a disminuir la contaminación presente actualmente en el planeta.
  2. Gabriel Dishaw “El artista basura”: este recolecta material desechado y lo convierte en obras de arte, promoviendo la reutilización de material desechado. Sus resultados son esculturas bien definidas y bellas. Además, creó Dishaw’s Shoe Series, donde recrea las tendencias de los zapatos más populares como Nike y Adidas.
  3. El ‘Bosque Virtual’ De Naziha Mestaoui: esta mujer es artista y arquitecta, pionera en el arte digital, su obra es Ona Beat One Tree, en esta presenta bosques virtuales ubicados en espacios urbanos, mostrando la realidad que hay detrás de la destrucción del mundo natural. En esta obra los espectadores tienen la posibilidad de conectarse a los arboles digitales por medio de su teléfono inteligente y estos crecen al ritmo de los latidos del corazón de la persona. Esta obra ha promovido el crecimiento de 13 mil jóvenes árboles nuevos.
  4. ‘Iceberg’ De Olafur Eliasson: este artista es nacido en Islandia, tiene un movimiento cristalino llamado Ice Watch, con el cuál ha hecho frente al cambio climático. Una de sus actividades fue colocar bloques de hielo gigantes fuera de la sede de Tate Modern y Bloomberg, con esto quería lograr crear conciencia respecto a los problemas climáticos cada vez mayores. Estos bloques de hielo, los extrajeron del fiordo Nuup Kangerlua de Groenlandia, lugar donde se han estado derritiendo en el océano.

Como ves, el arte ambiental es una muestra clara de que hay formas más optimas de hacer arte, creando igualmente algo que será único e innovador gracias al uso de materiales ecológicos, o que ayuden a disminuir la contaminación del planeta. Además, es una gran forma de hacer frente a los problemas ambientales, hacer llamados de atención y a la acción. Si bien una sola persona no puede lograr un cambio total, si se unen muchas sí que puede sumar y logran un gran éxito.

Hablemos

Todo buen proyecto nace de una buena ídea, y crece en base a una buena conversación.

Permítenos ser complices de tus deseos.

BILBAO
Uribitarte Kalea, 18
48001 Bilbo, Bizkaia
+34 94 435 21 05

MADRID
Ferráz, 10
28008 Madrid, Madrid
+34 91 548 92 34

© Zorrozua y Asociados. Todos los derechos reservados.